Crean yates solares habitables a prueba de huracanes

- Por

Arkup, la startup del arquitecto Koen Olthuis, ha presentado el diseño de los bautizados ‘yates habitables’ durante el Florida Boat Show que tuvo lugar en Fort Lauderdale el primer día del mes de noviembre. Se trata de casas flotantes móviles que podrán soportar huracanes y adaptarse al agua cuando los niveles se eleven durante una tormenta. Además, cuentan con paneles solares en el techo y con sistemas que recolectan y purifican el agua de lluvia. “Nuestra ambición es llevar la vida al agua al siguiente nivel”, expresa Nicolas Derouin, co-fundador de Arkup.

Las casas flotantes son formas de vida populares en algunas partes del mundo, en particular en las ciudades de la costa oeste de los Estados Unidos y los Países Bajos. Sin embargo, Olthuis cree que esta tendencia se extenderá a nuevos horizontes debido a los cambios en los patrones climáticos, por lo que será necesario que las edificaciones sean resistentes a fenómenos naturales extremos, como los huracanes. “El crecimiento urbano, el aumento de los mares y la independencia energética son desafíos clave para nuestra generación. Nuestra solución es un concepto vanguardista único de la vida en el agua”, detalla el sitio web.

La empresa, que promete ofrecer ‘vida de vanguardia en el agua’, ya se encuentra trabajando en un prototipo que hará su debut en el Miami Yacht Show, a llevarse a cabo en la ciudad estadounidense desde el 15 hasta el 19 de febrero del año entrante. Se espera que la casa cueste más de 2 millones de dólares, y que comiencen a venderse a partir de junio de 2018.

Los yates, que cuentan con 400 metros cuadrados, cuatro habitaciones y 30 kWh de potencia solar, se abastecen gracias al Orca Energy Storage System, sistema de almacenamiento de energía de alta potencia fabricado por Corvus Energy. Estos packs de baterías, diseñados por una empresa especializada en aplicaciones marinas, de petróleo y gas y de puertos, fueron aprobados por el organismo mundial de clasificación océanica (DNV GL) para uso marítimo. También poseen un sistema de propulsión eléctrica que les permite moverse a 13 kilómetros por hora y lograr un alcance de hasta 555 kilómetros.

La empresa enfatiza dos puntos que consideraron seriamente al momento del diseño. En primer lugar, que sea sostenible, es decir, respetuoso con el medio ambiente, impulsado por energía solar, sin combustible, sin emisiones, equipado con gestión de residuos, recolección de agua de lluvia y sistemas de purificación. En segundo lugar, que sea resistente, esto es, hecho para todos los ambientes y diseñado para resistir los vientos de huracán de categoría 4.

Además, se ofrece la opción de adaptar las edificaciones a las necesidades de cada usuario. “Elija un techo solar, una terraza en la azotea o una combinación de ambos, opte por vivir fuera de la red o conectado, personalice la capacidad de la batería y el rango de navegación, adapte el tamaño y el diseño de su yate habitable a sus necesidades y deseos”, detalla la website.

“Veremos más vecindarios flotantes en los próximos cinco a diez años. Los veremos en Miami, Tokio y Nueva York. Las ciudades comenzarán a ver el agua como un activo”, avisó Olthuis.