Wright Electric se alía con easyJet para introducir aviones eléctricos al mercado

La aerolínea británica de bajo costo con sede en Luton, Londres, trabajará conjuntamente con Wright Electric, una start-up americana de aviones eléctricos cuyo objetivo es “que cada vuelo corto sea cero emisiones en 20 años”, para desarrollar una aeronave completamente alimentada por electricidad que se encargue de realizar vuelos de menos de 500 kilómetros. El anuncio fue realizado a través de un comunicado de prensa de easyJet. “Una colaboración con la compañía estadounidense Wright Electric apoyará el objetivo de los vuelos de corta distancia operados por aviones totalmente eléctricos”, expresó la compañía.

Wright Electric, que en marzo había comenzado a buscar inversores para construir un avión de pasajeros de 150 asientos capaz de realizar vuelos cortos, parece haber encontrado su socio ideal. “El avión está destinado a competir con los miembros más pequeños de las familias Airbus A320 y Boeing 737”, informó The Independent.

El avión, que sería lanzado en 10 años, tendrá un ahorro de combustible y emisiones de carbono del 15%, y una reducción de la huella de ruido del 50% en el despegue y aterrizaje. Además, contará con una autonomía de 542 kilómetros que cubriría el 20% de los viajes de pasajeros realizados por la aerolínea inglesa.

La aeronave será parte de la estrategia de easyJet para descarbonizar y reducir el ruido de la aviación de manera progresiva. Los números oficiales indican que, desde el año 2000, las emisiones por pasajero-kilómetro de la compañía se han reducido en más del 31%. Incluso, se han planteado el objetivo de tener 72 gramos de emisiones de carbono para 2022, “lo que representaría una reducción del 10% respecto al rendimiento actual y un 38% de mejora respecto al 2000”, según indica el comunicado.

En este panorama, la directora ejecutiva de la aerolínea, Carolyn McCall, se mostró sumamente optimista. “Por primera vez en mi carrera puedo imaginar un futuro sin combustible para aviones, y estamos emocionados de ser parte de él”, expresó, y advirtió que “ahora es más una cuestión de cuándo, y no de si, un avión eléctrico de corta distancia podrá volar”.

Discusión