Genovation GXE, el Corvette eléctrico con transmisión manual de 750,000 dólares

En la edición 2018 del Consumer Electronics Show (CES) que se celebró esta semana en la ciudad de Las Vegas, Nevada, el Genovation GXE, el superdeportivo eléctrico con transmisión manual inspirado en el mítico Corvette de Chevrolet, acaparó los reflectores de los visitantes que se dieron cita en el magno evento.

El fabricante estadounidense de automóviles a la medida, Genovation Cars, resaltó que el nuevo Corvette eléctrico contará con motores eléctricos gemelos capaces de producir 800 CV de fuerza y acelerar de 0 a 100 en menos de 3 segundos; alcanzar una velocidad máxima de 354 km/h y una autonomía de 282 kilómetros, la cual se reducida de forma porcentual si se pisa demasiado el acelerador.

“Nuestro objetivo es ofrecer un superdeportivo completamente eléctrico sostenible de alto rendimiento con una capacidad de velocidad récord, junto con un amplio y eficiente alcance, aprovechando y optimizando las mejores tecnologías disponibles”, comentó Andrew Saul, CEO de Genovation Cars.

La compañía con sede en Maryland señaló que sus motores hacen uso de la tecnología heredada de Le Mans y de la Fórmula 1, lo que le permite entregar el máximo de una manera automática o con una caja de cambios manual de siete velocidades; incluso pueden ofrecer una caja de cambios automática de 8 velocidades.

“Diseñado, desarrollado y producido en los Estados Unidos, el Genovation GXE emplea baterías de última generación, inversores y motores gemelos eléctricos, que producen más de 800 caballos de fuerza y ​​más de 700 lb.-ft. de torque. El GXE ofrece dos alternativas de transmisión que despliegan potencia a las ruedas traseras”, confirmó la firma.

El Genovation GXE llegará en unidades muy limitadas al mercado en 2019; tan solo 75 de estas bellezas eléctricas saldrán a la venta a un precio de 750,000 dólares, alrededor de 620,000 euros; los expertos consideran que es un precio un poco alto, pero no inalcanzable para los amantes del mítico Corvette o para los millonarios enamorados de la conducción clásica con marchas y tres pedales.

“Los compradores pueden elegir entre una transmisión manual de siete velocidades con un pedal de embrague convencional, una categoría de superdeportivo exclusivamente eléctrico y una caja de cambios automática con cambio de paleta. Cualquiera de las transmisiones permite al GXE alcanzar 0-60 mph en menos de tres segundos y entregar una velocidad máxima de más de 220 mph “, agregó Genovation Cars.

Según la firma, además de las prestaciones mencionadas, el GXE tiene como objetivo diferenciarse del mercado de los superdeportivos con una exclusiva pintura y amplia gama de personalización para el interior del coche. Cada una de las unidades tendrá un color a medida, para asegurarse que cada propietario de este Corvette eléctrico tenga un automóvil único y no se confunda con otro, pese a que es muy probable que no coincidan dos en una misma ciudad por edición limitada.

 

Discusión