Tesla Semi llegará al mercado en 2019: estos son todos sus aspectos

- Por

La presentación del Tesla Semi, el primer camión eléctrico de la compañía con sede en California, la noche de ayer en el hangar del aeropuerto Hawthorne, donde la compañía tiene su estudio de diseño, ha encendido los vítores de la comunidad: tanto entusiastas de Tesla, como de los autos eléctricos en sí, y la industria de transporte, han expresado enérgicamente su fascinación por el nuevo dispositivo.

Y no es para menos: las de por sí altas expectativas para el vehículo, que situaban su rango alrededor de los 500 kilómetros, fueron superadas con creces por la compañía: lúdicamente, incluso, Elon Musk, CEO de Tesla, describió el desempeño del Semi con un acrónimo: BAMF, que significa, en inglés, Bad As a Mother Fucker.

Con un impresionante diseño aerodinámico, especialmente creado para el suave desplazamiento del camión en forma de bala, la primera gran sorpresa que se llevaron los asistentes fue la de ver a los dos colosos metálicos llegando al escenario: el Semi, como su versión menor, con techo reducido, fascinan al ojo de forma inmediata.

Aceleración

Aunque lo realmente fascinante del Semi, son sus capacidades; la primera de ellas revelada por el CEO fue su coeficiente de arrastre, que supera por mucho a súper autos modernos a diésel: el Semi cuenta con un coeficiente de 0.36, que le permite una aceleración, gracias a sus cuatro motores independientes, de cero a cien kilómetros, en 20 segundos.

Pero esto sería con una carga completa en su tráiler, que soporta como máximo unas 36 toneladas; la cabina por sí misma puede acelerar, de cero a cien kilómetros, en cinco segundos. Esto incluso le permite un desempeño de primera categoría incluso en pendientes: su velocidad máxima, considerando una pendiente de tres grados, es de cien kilómetros por hora: casi 50% más veloz que cualquier camión convencional del mercado.

Rango

Las expectativas más altas para el rango del Semi eran de 500 kilómetros; lo anunciado por Elon Musk anoche dejó literalmente boquiabiertos a los asistentes: el camión de Tesla podrá desplazarse, con una sola carga de su batería, 800 kilómetros. Esto permitiría cubrir el 80% de las rutas comerciales sin cargar el dispositivo.

Y es que, aunque la presentación no otorgó detalles claros sobre la capacidad del paquete de batería, se calcula que tiene un poder de 1000 kilo watts hora. Eso es mucho más de lo que se hubieran podido imaginar los expertos, y quizá la industria en general.

Seguridad

El Semi será quizá el camión más seguro del mundo: gracias a su Autopiloto, el dispositivo podrá conducirse prácticamente de forma autónoma. Aunque Musk lo puso en términos de “capacidades de auto conducción”, por lo expuesto en la presentación, sabemos que el Semi podrá mantener la aceleración, el curso; podrá cambiar de carril, eludir objetos con amenaza de colisión, frenar, e incluso alinearse forma autónoma con un convoy, a manera de un tren, sin la necesidad de un conductor humano.

Por otro lado, el cristal será tan resistente, que “soportará bombas atómicas”. Aunque pudiera parecer un detalle mínimo, Musk subrayó su importancia: “en promedio, los cristales de los camiones se rompen cada año, y con un cristal roto no se puede conducir, lo que significa parar el trabajo; con el Semi estaremos librados de ese riesgo”.

Por otro lado, el sistema de frenado del camión será capaz de retransmitir la energía cinética del frenado, de vuelta a la batería, lo que dotará de una vida útil casi infinita a los frenos del vehículo.

Carga

Parte de las expectativas del lanzamiento del Semi giraban en torno al anuncio de la nueva red de carga: se le llamaba Supercharger 3, o volumen tres, pero Musk ayer la llamó Megacharger. Esta nueva red Megacharger será la encargada de alimentar al Semi, y podrá alimentarlo, al 90% de su capacidad, en treinta minutos. Musk lo puso de esta forma:

“Legalmente, un conductor de camión tiene que parar y descansar por 30 minutos, después de un viaje de seis o siete horas. Semi tardará exactamente unos 30 minutos en cargarse al 90% de su capacidad, de modo que, cuando el descanso termine, podrán reanudar su ruta: no habrá espera”.

Precio

Musk no reveló el precio final del vehículo, aunque los expertos, por la información revelada, lo estiman en unos USD$250,000. Lo que sí reveló Musk, fueron los costos operativos por milla, y los comparó con los de un camión convencional.

Un solo camión de Tesla será, por costo operativo, 20% más barato que uno convencional; y 50% si se tiene un convoy. En la presentación se expusieron los siguientes números:

El Semi llegará al mercado en 2019, aunque puede ya apartarse en la página de la compañía, a partir de USD$5,000.

De no haberlo hecho ya, con el anuncio de su nuevo dispositivo, la compañía presidida por Musk hace parecer a los camiones a diésel como algo de un muy remoto pasado; algo prehistórico. Las capacidades del Semi, por otro lado, otorgan una visión de lo que podría ser el futuro inmediato de la industria.

Quizá por eso los pedidos del Semi ya empezaron a surgir. Walmart, y otras compañías del sector ya han ordenado sus primeros convoyes: ya han sido 15 los camiones vendidos. En un comunicado, Walmart escribió esta mañana lo siguiente:

“Creemos que la tecnología del Semi puede adecuarse de forma muy positiva a nuestra cadena de suministro; al igual que nos ayudará a lograr nuestros objetivos a largo plazo de reducir nuestra huella ecológica”.

De los 15 camiones ya ordenados a la compañía, cinco se quedarán en territorio estadunidense, y 10 más se irán al mercado de Canadá.  Aquí puedes ver el video completo de la presentación que incluyó el prototipo del nuevo Roadster: